VALSÁLICE: Un espacio que transforma

/
/
VALSÁLICE: Un espacio que transforma

VALSÁLICE: Un espacio que transforma

Noticias

Ubicada en el municipio de Cundinamarca a escasas dos horas de Bogotá se encuentra Valsálice un campo verde de 33 hectáreas que alberga la piscicultura, la agricultura y las prácticas granjeras como un medio sostenible para desarrollar el eje central: la educación salesiana.

Desde las laderas boscosas de una pequeña montaña hasta el arroyo del río se alza un terreno que ha acogido a los niños y jóvenes de la región para enseñar desde la filosofía salesiana formando buenos ciudadanos y excelentes cristianos que complementan sus actividades escolares con labores de campo y recreación. Y allí mismo, se encuentra el centro de práctica más grande de la Fundación Universitaria Salesiana, un espacio que en medio de la naturaleza le da la bienvenida a los estudiantes de las Facultades de Ciencias Exactas e Ingeniería con diferentes laboratorios y observatorios que permiten llevar la teoría a la praxis.

Y el pasado sábado 13 de noviembre la Facultad de Ingeniería organizó la primera salida pedagógica a la finca Valsálice con el fin de que los estudiantes de primer año recorrieran este espacio que brinda la oportunidad de conectar con la naturaleza y poner en ejercicio lo aprendido en el aula. Desde las 7 de la mañana del sábado, los estudiantes iniciaron un viaje desde el campus de SALESIANA hasta inmediaciones del municipio de Fusagasugá en donde arribaron y fueron recibidos por el Padre Gregorio, director de Pastoral de la Institución, y el Padre rector Julio César Herrán.

 

La experiencia más que una visita académica guiada fue un escenario en el que se dio la oportunidad de convivir con los entornos naturales, los estudiantes y profesores de SALESIANA participaron en una caminata ecológica que los llevó a conocer las diferentes especies de plantas y aves que habitan en la finca y disfrutaron del afluente del río que rodea el espacio.

Además, el recorrido posibilitó también conocer los diferentes proyectos que lidera Valsálice en la región en alianza con diferentes entidades municipales y así se despertó la curiosidad y la intención por contribuir desde la academia a estas estrategias que buscan ser competitivas y sostenibles.

Sin duda, la historia acerca de la planta de Sacha Inchi y la producción del aceite de Sacha Inchi fue inspiradora, por lo que muchos estudiantes orientaron sus propuestas de investigación hacia la finca con el fin de seguir fomentando el crecimiento de este espacio.

Hacia las 4 de la tarde, finalizó la visita a Valsálice con estudiantes que descubrieron y aprendieron todo lo que hay detrás del salón de clases que necesita ser explorado y explotado.

 

Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email
Share on linkedin
LinkedIn

¡Para nosotros es importante tu opinión!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *